FECYT participa en las jornadas de preparación de 'Ciencia en el Parlamento 2018'

Rating: 
2 votos
Miércoles, 16 Mayo, 2018

La iniciativa ciudadana independiente “Ciencia en el Parlamento” tiene como objetivo que la evidencia científica sea un elemento más en el proceso de elaboración de leyes y políticas públicas. Para ello, y coincidiendo con el 40º aniversario de la Constitución española, ha acordado con el Congreso de los Diputados la organización los próximos 6 y 7 de noviembre de las jornadas “#CienciaenelParlamento 2018”. Desde que la iniciativa comenzó a andar en enero de 2018, ha recibido el apoyo de más de 150 instituciones (entre las que se incluye FECYT) y más de 2000 personas.

#CienciaenelParlamento 2018 consistirá en unas jornadas de dos días con debates públicos y reuniones bilaterales entre científicos y políticos para tratar, desde ambos enfoques, temas de interés para el Congreso y sobre los que existan suficientes resultados de investigación y evidencia científica. El objeto de estas jornadas es que políticos y científicos conozcan mejor el trabajo de ambos colectivos para mejorar la comunicación y el intercambio de información entre ellos. De este modo, se espera que se fortalezca la elaboración de políticas públicas informadas en la evidencia y que la investigación se conecte más con las necesidades de la sociedad. Actualmente, “Ciencia en el Parlamento” y representantes del Congreso están analizando las propuestas de temas recibidas que se publicarán próximamente.

El asesoramiento científico al poder legislativo es ya una realidad en muchos países y requiere de profesionales que sean capaces de identificar temas de interés para los decisores políticos y recabar la evidencia científica al respecto desde un enfoque multidisciplinar. A estos profesionales se les conoce con el nombre de “técnicos de asesoramiento científico”..

Con el objeto de preparar el encuentro de noviembre, “Ciencia en el Parlamento” ha abierto una convocatoria  para  las personas interesadas  en  participar  como  potenciales  técnicos  de  asesoramiento  científico. “Ciencia en el Parlamento” y la FECYT colaboran en la organización de unas jornadas de preparación donde las personas seleccionadas recibirán una serie de seminarios impartidos por profesionales del asesoramiento científico nacionales e internacionales, participarán en talleres de desarrollo de habilidades diversas (identificación y preparación evidencias, comunicación, etc.) y se expondrán a los actuales mecanismos de asesoramiento científico de las Cortes Generales.

Toda la información sobre la convocatoria de selección de participantes está disponible en  la web de la iniciativa y está dirigida a científicos interesados en la conexión entre ciencia, sociedad y política. La recepción de solicitudes se abre el 14 de mayo y cierra el 31 de mayo (inclusive). El comité de evaluación anima especialmente a científicas de todas las disciplinas a presentar su candidatura.

La FECYT y el asesoramiento científico

Una de las líneas de actuación de la FECYT de los últimos años es la “diplomacia científica”, entendida como el establecimiento de mecanismos de asesoría científica en la política exterior española. En este ámbito, cabe destacar que la FECYT ha desplegado a tres coordinadores científicos en las Embajadas de España en Washington DC, Berlín y Londres. Además, la FECYT junto con la Secretaría de Estado de I+D+I (SEIDI), ha trabajado con el Ministerio de Asuntos Exteriores y de Cooperación (MAEC) y otros agentes del sistema en la elaboración de una estrategia integral de diplomacia científica. En esta página, están disponibles algunas actividades destacadas de las que cabría resaltar algunas orientadas a una mejor conexión entre la ciencia y las políticas públicas como la jornada de debate sobre el asesoramiento científico en España y el Reino Unido celebrada en junio de 2017 en Madrid o el programa de conexión ciencia-diplomacia “Embajadores para la ciencia” desarrollado en la Embajada de España en Londres.

Además, FECYT trabaja para sensibilizar a los diferentes agentes del sistema sobre la importancia del establecimiento de mecanismos de diálogo y conocimiento mutuo entre la ciencia y la ciudadanía, incluyendo sus representantes políticos. En definitiva, para asegurar que la ciencia se hace con y para la sociedad.